Moto G5 y Moto G5 Plus como ya os dijimos hace algo más de un mes en otro artículo, fuero puestos a la vista en el MWC celebrado en Barcelona y tuvimos la oportunidad de testearlos un poco.

Moto G5 y Moto G5 Plus

Empecemos por el hermano pequeño, por el Moto G5. Cuenta para su construcción con un cuerpo metálico robusto y con muy buen agarre, quizás da la sensación de algo grueso cuando lo tienes en la mano, aunque tiene 7,3mm de grosor. Una pantalla de 5 pulgadas 1080p, es decir, Full HD (1920×1080) y 441 ppp. Todo ello en un peso de 144 gramos.

Cuenta con un procesador Qualcomm® Snapdragon™ 430 (MSM8937) con CPU octa-core que admite hasta 1,4 GHz y Adreno 505 con GPU que admite hasta 450 MHz. Está disponible en una versión de 2 GB de RAM y otra versión de 3 GB de RAM. En cuanto a la memoria ROM, cuenta con 16 GB, compatible con tarjetas microSD de hasta 128 GB.

Otro de los aspectos destacables es su cámara trasera de 13 MP, que llama la atención tanto por la buena calidad como por el tamaño en la superficie del móvil. Dispone de enfoque automático con detección de fase (PDAF), una apertura focal 2.0, zoom digital 8x para fotos y 4x para vídeo. La cámara frontal es de 5 mpx. Además cuenta con una batería de 2800 mAh, un lector de huellas delantero incrustado, GPS, A-GPS y GLONASS.

Su hermano mayor, el Moto G5 Plus, cuenta con unas especificaciones más altas además de mayor tamaño. Una pantalla de 5,2 pulgadas AMOLED a 1080p, es decir, Full HD (1920 x 1080) y 424 ppp. Cuenta con protección Corning™ Gorilla™ Glass 3. Tenemos un procesador Qualcomm® Snapdragon™ 625 con CPU octa-core a 2,0 GHz y GPU Adreno 506 a 650 MHz, una única versión de 3 GB de memoria RAM 32 GB de almacenamiento interno, compatible con tarjetas microSD de hasta 128 GB. Todo ello en un grosor similar, de 74 mm y un peso de tan sólo 155 gramos.

La cámara trasera es de similar tamaño pero con una diferencia, que en esta ocasión si sobre sale del cuerpo. 12 MP con Dual Autofocus Pixels, una apertura focal 1.7, flash LED doble con balance de color, zoom digital 8X para fotos, 4X para vídeo y captura de vídeo 4K Ultra HD (30 fps). Igual que su hermano, cuenta con lector de huellas frontal, GPS, A-GPS y GLONASS. Pero en esta ocasión cuenta con NFC. Todo ello rindiendo en una batería de 3000 mAh con TurboPower™ para hasta 6 horas de energía en solo 15 minutos de carga.

En general, buena construcción y cámaras de altura para esta gama media de Lenovo. Y a vosotros, ¿que os parece los nuevos de la familia Moto G?

(Fuente)

*Fotos a cargo de TecnoLocura en MWC 2017.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.