Compartir

SilverStone Redline RL07 es una de las nuevas y más elegantes torres de PC que ha pasado por nuestras manos, fabricada por SilverStone con unos materiales muy premium. Agradecer a SilverStone por volver a confiar en nosotros y mandarnos este producto para review.

SilverStone Redline RL07

Comenzando por su unboxing, la torre viene embalada en una típica caja de cartón donde en su parte frontal tendremos una fotografía del producto que contiene, el modelo y la serie además del logo y marca.

En uno de los laterales tendremos un resumen de las características más destacables de esta torre o gabinete. En el otro lateral incorpora un pequeño resumen o historia de la caja a modo de texto junto con un buen esquema de todas las especificaciones más abajo.

Y finalmente en la parte trasera de esta caja de cartón viene algo que nos ha llamado la atención gratamente, y es un dibujo del diseño del interior de la caja con una especie de gráfico con lo que podemos incorporar en ella y veremos en el exterior desde el cristal templado. Para ser el “recipiente” de la caja se han tomado bastantes molestias en los detalles.

Una vez que le quitamos los plásticos y las dos planchas de poliestireno con la que viene protegida ya nos damos cuenta que no se trata de una caja típica de gama media sino que es de una calidad de gama alta. Una caja a la que le han puesto especial cariño para su construcción.

Redline RL07
Redline RL07

La caja Redline RL07 de SilverStone tiene un diseño asimétrico único y audaz que rinde homenaje a los primeros y agresivos chasis de la serie Redline, lanzados en el 2012, pero lo mejora con detalles que solo están disponibles en carcasas que cuestan mucho más.

SilverStone Redline RL07
SilverStone Redline RL07

Como estáis observado la Redline RL07 se trata de una caja en color blanco (con ligeros detalles en color negro) e iluminación LED de color azul, aunque este mismo modelo estará también disponible en color negro con iluminación LED de color rojo (modelo SST-RL07B-G):

Tenemos un chasis torre con un diseño espectacular de panel frontal a juego con una práctica y funcional estructura interna. Su construcción en 3/4 partes de la caja es en metal robusto, grueso y de calidad. Siempre decimos que hay plásticos y plásticos, en este caso podemos decir que hay metales y metales. Y este es de categoría, nada de aluminio delgado que se dobla nada más manipularlo. Ello se nota en el peso, claro.

Un peso aproximado de unos 8 kilos y medio. Unas medidas de 226mm (W) x 488mm (H) x 465mm (D). Tanto la parte superior como inferior, lateral derecho e incluso el frontal están fabricados en metal, a excepción del lateral izquierdo que es de cristal templado.

Este frontal asimétrico es bastante curioso, a la par que le da un toque distintivo a la caja y hace diferenciarse de cualquier otro modelo de otra marca. Colocado en la parte inferior de manera muy sutil el logo y nombre de la marca SilverStone.

En el interior de esta parte tenemos zonas de plástico pero como decimos su parte exterior está fabricada en metal. Cualquier que la vea y toque sabrá que es una caja premium y que vale hasta el último euros de su precio.

En los laterales (izquierda y derecha) de esta zona frontal asimétrica tenemos rejillas de ventilación, ya que en su interior podremos colocar ventiladores o una refrigeración líquida (sólo tendremos la opción de colocarla en esta parte, ya que la parte superior como veremos más adelante no tiene extracción).

Y como decíamos, tenemos iluminación LED de color azul en estas dos partes asímétricas, justo en la zona central del frontal, que le da un toque más elegante aún si cabe a una caja de color blanco tan limpia y estética. Una en la parte inferior con la iluminación enfocada a la izquierda.

Y otra en la parte superior con la iluminación LED de color azul enfocada hacia la derecha.

El chasis interior es del mismo metal robusto a excepción de esta parte frontal en su interior, que como decíamos es de plástico de buena calidad, y en la que simplemente tendremos conectada la iluminación azul, ningún botón ni nada más; la cual se extrae de manera sencilla con sólo estirar un poco.

El interior de este frontal esconde un filtro anti-polvo totalmente extraíble, cosa de agradecer y que consideramos imprescindible ya que esta es una de las zonas donde casi por obligación ventilaremos la caja.

Frontal espacioso en el que podremos colocar hasta 3 ventiladores de 140mm e incluso un radiador de 360mm sin ningún problema y sin tener que mover ni quitar la bandeja de los HDD como pasa en muchas otras cajas de este tamaño, ya que SilverStone ha pensado en todo y han dejado el hueco perfecto, moviendo un poco la zonas de los discos duros HDD/SSD.

Adentrándonos en este lateral derecho, como vemos totalmente limpio y en color blanca la bandeja de metal. Su extracción es sencilla mediante dos tornos metálicos traseros.

Una vez quitada la tapa, no se vosotros y vosotras, pero yo la veo casi igual de elegante que por fuera; con una gestión de cables de sobresaliente. Y siguiendo con el diseño eminentemente blanco pero con sus toques negros.

Un inteligente diseño de enrutado posterior de cables que me ha enamorado. Junto a esta parte dispone también de 3 espacios para discos duros SSD de 2.5 milímetros con un sistema sencillo de montaje tool-less.

También dispone de otros espacio de almacenamiento para hasta 3 discos duros HDD de tamaño 3.5mm con montaje por supuesto tool-less de plástico.

Si nos vamos a la parte inferior nos encontramos 4 patas de goma no excesivamente altas pero lo bueno es que tenemos una especie de resalto tanto en un lateral como en el otro, dejando un hueco bastante generoso para el flujo de aire y que principalmente nuestra fuente de alimentación pueda coger el aire fresco.

Para que esto funcione no podría faltar, como en todas las cajas del mercado una rejilla para ello. Lo que tampoco falta es un filtro anti-polvo extraíble para que a dicha fuente no le entre pelusas hacia sus componentes internos, y al ser extraíble podremos quitar con facilidad para lavarlo sin problemas.

Viajando de un extremo al otro, nos adentramos en la parte superior de esta SilverStone Redline RL07 y vemos un diseño totalmente limpio, un diseño minimalista y donde NO tenemos ninguna rejilla ni sistema de ventilación (por ello decíamos al principio que era importante la parte frontal para la ventilación).

En la parte delantera de esta zona superior se encuentra toda la botonera y clavijas. Todo ello envuelvo en una placa de aleación de metal idéntica a la calidad del resto de la estructura robusta.

Como vemos, no tenemos botón de reset que pocas veces usamos, dispone del botón de power en forma cuadrada con iluminación azul al rededor una vez se enciende. Si nos vamos a la zona derecha nos encontramos 2 USB 3.0 y 2 USB 2.0 además del jack para audio y jack para micrófono.

En penúltimo lugar, si nos vamos a la zona trasera encontramos en la parte superior la rejilla de ventilación para el ventilador trasero, que podremos colocar de 12cm o de 14cm (la caja ya viene con uno de 140mm incluido e instalado).

Si seguimos bajando dispone de 7 bahías o ranuras de expansión fácilmente extraíbles de manera individual y con un embellecedor en el lado derecho, para poder instalar nuestras tarjes gráficas y demás componentes.

Y terminando esta paste trasera tenemos el hueco para la fuente de alimentación.

Si nos vamos ya a lo que principalmente se ve y donde luciremos nuestros componentes y habilidad para esconder cables: el lateral izquierdo, tenemos un cristal templado o de vidrio templado bastante grueso (nada de metacrilato plasticoso).

Mención especial es que para poder quitar el cristal tendremos 4 tornos de metal engomados que hacen fricción y evitan que una vez los vayamos quitando el cristal se vaya “escurriendo”; cosa bastante útil que otras cajas no incorporan con la que al final acabamos rompiendo los picos o todo el cristal accidentalmente por chocarlo contra el suelo cuando quitamos estos tornos.

SilverStone Redline RL07 dispone de espacio suficiente para instalar una placa base ATX (hasta 12 “x 11”), aunque lo ideal creo que sería una Micro-ATX para dejar mayor espacio a los cables, pero como digo está preparada para que coja perfectamente una ATX. Dispone de los huecos estratégicos para pasar los cables y multitud de zonas de sujeción.

En el interior el RL07 tiene muchas características modernas como cubierta para fuente de alimentación, útiles bandejas para dispositivos sin herramientas. Este protector llamado “PSU Cover” se me hace ya imprescindible para separar los cables y fuente de alimentación, ventilar mejor la caja y por supuesto tenerla más estética.

Además Silverstone ha incorporado en el PSU Cover su logo en el con unos tonos grises al igual que en el frontal dándole un añadido más. Esquisito diseño, no me cansaré de repetirlo.

Otro extra que lleva esta caja que también mejora la estética son los tacos de goma “protectores” o embellecedores por donde pasaremos los cables traseros. Esto ayuda a que los cables no rocen con el metal y se desgasten aunque su principal función es estética, ya que oculta casi por completo la zona trasera del cableado.

Como último añadido, la SilverStone Redline RL07 incorpora o incluye un ventilador PWM de 140 mm en color negro, de baja sonoridad y un alto flujo de aire (11 aspas y sus esquinas ralladas). No es el más bonito del mercado pero si de muy buena calidad, cumpliendo su función, que será la de sacar el calor de la caja.

Características

  • Increíble diseño exterior con un excelente diseño de iluminación
  • Apariencia interior súper limpia con cubiertas para la fuente de alimentación y las bahías de dispositivos
  • Filtros de acceso rápido para una limpieza sencilla
  • Inteligente diseño de enrutamiento de cables por la parte posterior de la carcasa
  • Acepta tarjetas gráficas de hasta 16,3 pulgadas (415mm)
  • Abertura tras la zona de la CPU que permite un rápido ensamblaje del disipador
  • Panel lateral de vidrio templado completo

Especificaciones

  • Modelo: SST-RL07W-G
  • Cuerpo y Panel frontal de acero
  • Panel lateral de vidrio templado
  • Bahía interna: 3.5 “x 3 (compatible con 2.5”), 2.5 “x 3
  • Ranura para ventilador frontal: 3 x 120/140 mm
  • Ranura del ventilador trasero: 1 x 120/140 mm (Ventilador PWM de 1 x 140 mm incluido)
  • Radiador frontal: 120 mm x 2; 240 mm / 280 mm / 360 mm x 1
  • Ranura de expansión 7
  • USB 2.0 x 2 / USB 3.0 x 2 / 1 x jack audio / 1 x jack micro
  • Gráficas: Compatible hasta 16.3 “(415 mm) de longitud, restricción de ancho -6.57” (167 mm)
  • Peso: 8.2 kg
  • Dimensiones: 226mm (W) x 488mm (H) x 465mm (D)
  • Colores: Blaca / Negra
  • Iluminación: LED azul (caja blanca) / LED rojo (caja negra)
SilverStone Redline RL07
SilverStone Redline RL07

Conclusiones

La SilverStone Redline RL07 tiene un precio de 77,50 Euros sin IVA, unos 93 euros en tiendas (IVA incluido), un precio que se ajusta a los modelos de la misma gama de otras marcas, con la misma o incluso mejor calidad, por tanto nos parece adecuado y correcto; el que quiera una torre de PC con esta calidad de construcción y buenos materiales no puede encontrarla por precios más bajos. Por todo lo que hemos visto a lo largo de la review se hace merecedora de nuestra medalla de oro y de nuestro sello de recomendación.

Galería:

SilverStone

¡Únete a nuestro canal de Telegram para enterarte de todas las noticias!

Y participa en el SORTEO que tenemos de unos pedazo de auriculares gaming AQUí

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here